Recetas de sofritos para guardar en el congelador

sofrito

La cocina, tanto sea la casera como la de restaurante, posee como punto clave el sabor. Ese toque delicioso que queda en el paladar y no estamos hablando del producto principal, sino de la salsa que suele acompañarlo. Ese sofrito elaborado con exquisitas verduras frescas, cocinado a fuego suave, puede darle sabor y textura a ciertas recetas. Como bien sabemos, un sofrito precisa de una buena preparación y cocción y, a veces, no hay tiempo para hacerlo, por ende, a continuación, te dejaré las recetas de algunos sofritos que puedes congelar y tener siempre a mano.

Quizás también te pueda interesar: Consejos para salvar un guiso quemado

3 sofritos para congelar y usar cuando quieras

  • 1. Sofrito de tomate: pela una cebolla y córtala en trozos pequeños. Pela dos dientes de ajo y pica. Sofríe ambos ingredientes en una cazuela con aceite de oliva. Agrega algunos tomates triturados y sofríe durante 30 minutos. Salpimienta al gusto, agrega un toque de tomillo y una hoja de laurel. Deja enfriar y congela en porciones. Usa para hacer guisos de legumbres, arroces o sopas.

  • 2. Sofrito de curry y avellanas: pela y pica algunos dientes de ajo y sofríe en una sartén con un poco de aceite de oliva hasta que cojan color. Agrega algunas cucharaditas de curry y un puñadito de frutos secos triturados. Echa sal al gusto y remueve. Cocina durante unos minutos hasta obtener un sofrito homogéneo. Utiliza en risottos, pastas y guisos de pollo.

  • 3. Sofrito de barbacoa: pon un poco de aceite de oliva en una olla y lleva a fuego lento. Agrega una cebolla pelada y troceada, algunos dientes de ajo pelados y picados, un poco de jengibre rallado y citronela. Cuando estén doradas las verduras, echa algunas cucharadas de zumo de naranja, azúcar moreno o mascabado, miel y vinagre. Deja cocinar el sofrito con sabor a barbacoa durante unos minutos y agrega, por último la salsa de tomate y la sal. Enfría y congela. Este sofrito sirve para costillas asadas, asados de aves, etcétera.

¿Qué te han parecido estas recetas de sofritos para guardar en el congelador? Deja tus comentarios y dinos si preparas algún otro sofrito y cómo lo haces.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*